• Varios periodistas narran el acoso que sufren durante las protestas en Ferraz.
  • Se han vuelto habituales las imágenes de insultos, empujones y amenazas hacia los profesionales de los medios.
  • Hay preocupación por la existencia de falsos medios que no siguen la deontología periodística.
  • La FAPE pide a los partidos políticos que detengan el maltrato hacia los periodistas.

El acoso a periodistas durante las protestas en Ferraz

En los últimos días, diversos periodistas han sido víctimas de acoso mientras cubren las protestas en Ferraz. Insultos, empujones y amenazas se han vuelto cada vez más comunes, generando ansiedad, miedo y preocupación en los profesionales de los medios. Javier Bastida, periodista de La Sexta, y Paula García de Mora, cámara de Antena 3, han dado voz a las decenas de profesionales que sufren esta violencia, comparándola con la vivida durante el 15M. Bastida destaca la preocupación por aquellos que dicen ejercer el periodismo y fomentan este tipo de comportamientos.

La existencia de falsos medios y la deontología periodística

El presidente de la FAPE, Miguel Ángel Noceda, critica la existencia de lo que considera falsos medios que no siguen la deontología periodística. Estos medios, según Noceda, contribuyen al acoso y maltrato hacia los periodistas. Desde la FAPE se hace un llamado a los partidos políticos para que insten a sus seguidores a detener este tipo de comportamientos. Es necesario que se respete la labor de los periodistas y se garantice su seguridad en el ejercicio de su profesión.

El papel de los periodistas en la sociedad

Los periodistas desempeñan un papel fundamental en la sociedad, informando y dando voz a diferentes realidades. Sin embargo, el acoso y maltrato que sufren durante las protestas en Ferraz pone en riesgo su labor y su seguridad. Es importante que se reconozca la importancia de la libertad de prensa y se respete el trabajo de los periodistas. Además, es necesario que se promueva una cultura de respeto y se denuncie cualquier tipo de acoso o violencia hacia los profesionales de los medios. La sociedad debe valorar y proteger a aquellos que nos mantienen informados y nos permiten conocer la realidad que nos rodea.