• El activista por los derechos de la comunidad LGBTI Luis Larraín falleció a los 42 años a causa de un agresivo cáncer a la sangre.
  • Su estado de salud había empeorado y su familia comenzó a comunicar su deceso a amigos y cercanos.
  • Larraín hizo pública su condición a fines de enero, revelando que padecía un linfoma no Hodgkin, un tipo poco frecuente y agresivo de cáncer de sangre.
  • Nacido en Santiago en 1980, Larraín era ingeniero civil industrial y cofundador de la Fundación Iguales.

Legado de lucha por los derechos LGBTI

Luis Larraín fue un destacado activista por los derechos de la comunidad LGBTI en Chile. A través de su trabajo en la Fundación Iguales, luchó incansablemente por la igualdad y la no discriminación. Su fallecimiento deja un gran vacío en la lucha por los derechos de esta comunidad, pero su legado perdurará y seguirá inspirando a futuras generaciones.

Además de su trabajo en la Fundación Iguales, Larraín también se postuló como candidato a diputado en las elecciones parlamentarias de 2017. Aunque no resultó electo, su compromiso con la política y su deseo de representar a su comunidad demuestran su dedicación y pasión por la causa LGBTI.

Un duro golpe para la comunidad LGBTI

El fallecimiento de Luis Larraín es un duro golpe para la comunidad LGBTI en Chile. Larraín era una figura destacada en la lucha por la igualdad y su partida deja un vacío difícil de llenar. Su valentía al hacer pública su condición y su incansable trabajo por los derechos de esta comunidad lo convierten en un referente y un ejemplo a seguir.

Su legado no solo se limita a su trabajo en la Fundación Iguales, sino que también abarca su participación en el ámbito político. Su candidatura a diputado demostró su compromiso por llevar la voz de la comunidad LGBTI al parlamento y su ausencia se sentirá en la lucha por una sociedad más inclusiva y respetuosa.

Reconocimiento a su labor

La comunidad LGBTI y los defensores de los derechos humanos reconocen y agradecen la labor de Luis Larraín en la lucha por la igualdad y la no discriminación. Su dedicación y valentía han dejado una huella imborrable en la sociedad chilena y su partida es una pérdida irreparable. Su legado servirá como inspiración para continuar la lucha por los derechos de esta comunidad.

Es importante destacar que la Fundación Iguales, cofundada por Larraín, seguirá trabajando en su misión de promover la igualdad y la no discriminación. El trabajo de esta organización es fundamental para avanzar hacia una sociedad más inclusiva y respetuosa, y el legado de Larraín será un motor para seguir adelante en esta lucha.

Un adiós a un gran activista

La partida de Luis Larraín deja un vacío en la lucha por los derechos de la comunidad LGBTI en Chile. Su compromiso y dedicación han sido fundamentales para avanzar en la igualdad y la no discriminación. Su legado perdurará y su ausencia se sentirá en la lucha por una sociedad más justa e inclusiva. Descansa en paz, Luis Larraín, y gracias por tu incansable labor.

Es importante recordar que la lucha por los derechos LGBTI no termina con la partida de Larraín, sino que debe continuar. La comunidad y los defensores de los derechos humanos deben unirse y seguir trabajando para lograr una sociedad en la que todas las personas sean respetadas y puedan vivir libremente su identidad de género y orientación sexual.