Google Maps incorpora una nueva chincheta roja para mejorar la precisión en la navegación

Google Maps es uno de los navegadores gratuitos que cuenta con más usuarios en el mundo. La aplicación del principal motor de búsqueda de contenido en internet se ha convertido desde hace años en el navegador GPS predeterminado por millones de conductores por las prestaciones que ofrece y su facilidad de uso. Conforme avanza el tiempo, Google Maps va incorporando nuevas funciones, como hemos dado cuenta en contenidos publicados anteriormente.

Ahora esta herramienta que se antoja indispensable para miles de conductores cuando se ponen al volante acaba de lanzar una nueva utilidad. Consiste en una marca de color rojo parecida a una chincheta que se mantiene fija junto a la ubicación que se seleccionó previamente. La nueva función permite que el usuario pueda moverse y realizar otras acciones, como buscar otro sitio o ampliar la visibilidad del mapa, sin perder la referencia.

Por el momento, Google no ha hecho un anuncio oficial de su novedad, pero algunos usuarios han empezado a ver unas indicaciones mientras navegan en Maps que les llevan directamente al punto en el mapa donde han ubicado una chincheta de color rojo, informa Europa Press.

Una navegación más cómoda y rápida

Esta chincheta que queda fijada en el mapa acaba con uno de los problemas que acarreaba la antigua configuración de Google Maps. Hasta ahora, al seleccionar una ubicación en el mapa, el punto también quedaba marcado, pero al buscar otra referencia la chincheta se movía y perdíamos el punto de origen fijado de antemano.

Con el nuevo indicador, el usuario puede seguir la dirección de la flecha para localizar la chincheta o pinchar directamente en él para que lo lleve de forma automática al punto donde está anclada. De este modo resulta mucho más fácil y rápido acceder a la ubicación que se ha seleccionado previamente. Por ejemplo, cuando un conductor busca una gasolinera en su ruta y no quiere perder la referencia de su destino.

En definitiva, la nueva chincheta que aparece en los mapas permite una navegación mucho más cómoda y rápida, lo que se traduce en una experiencia de usuario más satisfactoria. Google Maps sigue mejorando y ofreciendo nuevas funcionalidades para seguir siendo el navegador GPS preferido por millones de personas en todo el mundo.