Empresa emergente española revoluciona la propulsión de cohetes con motores aerospike en V

Una start-up española está cambiando el juego en la industria aeroespacial con su tecnología de motores aerospike en V, que promete ser más eficiente y sostenible que los motores convencionales.

Pangea Aerospace es una empresa aeroespacial española que se fundó en 2018 y que cuenta con sede en Barcelona y en Toulouse (Francia). La firma consiguió el año pasado encender por primera vez Aerospike (ARCOS), su motor reutilizable para cohetes en forma de ‘V’ y, recientemente, han firmado un acuerdo para comercializarlos.

Según la compañía española, su motor está fabricado con impresión 3D, lo que aumenta su rentabilidad en un 40% cada lanzamiento y su eficiencia en un 15%. Los ARCOS se pueden reutilizar 10 veces y utiliza combustibles verdes. Sus emisiones son principalmente vapor de agua, por lo que reduce el CO2 a la mitad en comparación con los motores convencionales de queroseno.

Ahora, la start-up ha llegado a un acuerdo con la marca Tehiru para la venta de ARCOS, marcando el primer paso para su comercialización. El motor se usará en un cohete con un sistema de aterrizaje eléctrico capaz de aterrizar en cualquier superficie con una precisión milimétrica y de soportar cargas útiles de hasta 550 kilogramos.

Con Pangea y su tecnología, se calcula que se mitigarán los tiempos y costes de producción, la energía de los lanzamientos y, por lo tanto, el impacto medioambiental. Por ejemplo, un cohete como el de Tehiru, que puede transportar 550 kg al espacio, puede llegar a pesar unas 30 toneladas, de las cuales 27 son combustible. Al ahorrar un 15%, se puede ser más eficaz y eficiente.

Además, los motores son reutilizables hasta 10 veces y se puede reentrar a la atmósfera sin encender los motores. También hay que señalar que la fabricación del motor se hace a través de impresión 3D. Todo esto se traduce en una reducción de tiempos, coste y energía.

Dado que la exploración espacial está en pleno auge, con la llegada a la Luna en mente, la idea de visitas marcianas y más misiones en mente, la tecnología deberá contar con las ventajas de sistemas como el de Pangea para seguir hacia adelante. De hecho, la start-up española ha recibido elogios por parte de la Agencia Espacial Europea y la Agencia Espacial Francesa, que afirman que su tecnología disruptiva será clave para la próxima década.