17 estados de EE.UU. solicitan el retiro de millones de vehículos de Kia Motors y Hyundai Motor Company, según la NHTSA

Los fiscales generales de 17 estados de EE.UU. han solicitado el retiro de millones de vehículos de Kia Motors y Hyundai Motor Company debido a problemas de seguridad, según la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en Carreteras (NHTSA).

La solicitud se debe a que los vehículos fabricados por ambas compañías no cumplen con los estándares federales de seguridad, ya que no cuentan con el sistema inmovilizador de motor, una característica estándar en la mayoría de los autos que evita que el motor arranque a menos que la llave esté presente.

Se estima que 3.8 millones de automóviles Hyundai y 4.5 millones de la marca Kia son elegibles para la actualización de software que solucionaría el problema de seguridad.

Los fiscales generales de Arizona, California, Colorado, Connecticut, Illinois, Massachusetts, Maryland, Michigan, Minnesota, Nueva Jersey, Nuevo México, Nueva York, Oregón, Pensilvania, Rhode Island, Vermont, Washington y el Distrito de Columbia han firmado la carta enviada a la NHTSA solicitando el retiro de los vehículos.

La situación ha perjudicado a las empresas aseguradoras, como State Farm, que ha dejado de aceptar temporalmente algunas solicitudes para ciertos modelos de Kia y Hyundai debido a la demanda.

La vulnerabilidad de estos vehículos fue puesta al descubierto por unos videos que circulan en la red social TikTok, donde muestran cómo se robar modelos de Kia y de Hyundai, utilizando únicamente un destornillador y un cable USB. Los robos, inspirados por retos en la red, muchas veces han terminado en accidentes y tragedias.

La NHTSA ha culpado a la tendencia de autos robados por el reporte de 14 accidentes, que tuvieron como consecuencia ocho muertes. En octubre de 2022, las autoridades de Nueva York indicaron que un accidente automovilístico en Buffalo, que dejó cuatro adolescentes muertos, podría haber estado relacionado con el desafío TikTok. En el incidente, un total de seis adolescentes viajaban en un Kia a alta velocidad que se estrelló, y el auto había sido reportado como robado.

En Los Ángeles, los robos de vehículos Kia y Hyundai aumentaron un 85% en 2022, y en lo que va del 2023, representan el 20% de todos los robos de vehículos de la ciudad, según la procuraduría general de California.

Kia y Hyundai aún no han emitido una respuesta oficial a la solicitud de retiro de los vehículos.