Las ventas minoristas en EE.UU. caen un 1% en marzo debido a la inflación, según informa Reuters

Las ventas minoristas en EE.UU. han caído un 1% en marzo, en parte debido a la inflación que está afectando a la economía del país, según informa Reuters.

El Departamento de Comercio estadounidense ha publicado los datos de ventas minoristas de marzo, los cuales muestran una caída del 1%, lo cual ha resultado en una cifra final de 691.700 millones de dólares. Este descenso es mayor al que se había previsto, ya que el consenso esperaba una caída menor, del 0,4%.

La inflación que está afectando a la economía es la principal responsable de esta caída en las ventas minoristas, ya que los precios de los productos han aumentado, lo cual ha generado una disminución en la capacidad adquisitiva de los consumidores. Según Reuters, la tasa de inflación podría seguir aumentando en los próximos meses, lo cual podría continuar afectando negativamente a las ventas minoristas.

A pesar de la caída en marzo, en términos interanuales, las ventas minoristas han crecido un 2,9% en relación al nivel de marzo de 2022, lo cual muestra una mejora en la economía en comparación con el año pasado. De manera similar, la ganancia del primer trimestre del presente curso ha sido del 5,4%, lo cual indica un crecimiento económico en el país.

Los minoristas de alimentos y bebidas fueron los que mejor resultado han obtenido, con un aumento del 13% en relación al mismo periodo del año pasado. Sin embargo, la mayoría de los minoristas han experimentado una caída en sus ventas, como lo demuestra la caída del 0,8% en las ventas minoristas excluyendo los automóviles. Las ventas del grupo de control, que inciden directamente en el cálculo del PIB, han descendido un 0,3%, frente al aumento del 0,6% que esperaba el consenso.

A pesar de esta caída en las ventas minoristas, algunos expertos creen que el mercado podría responder positivamente debido a que las cifras fueron más fuertes de lo esperado, lo que podría impulsar el posicionamiento potencial de los participantes del mercado para el fin de semana. Aunque se espera una subida de tipos de 25 pb en mayo, la Fed esperará a ver más evidencia de que el crecimiento del PIB está en una trayectoria más fría y la inflación está en un camino claro hacia el objetivo del 2%.